miércoles, 13 de septiembre de 2017

Piden 5 y 7 años de cárcel a dos jóvenes por dar una brutal paliza a tres vigilantes en La Rambla

Piden 5 y 7 años de cárcel a dos jóvenes por dar una brutal paliza a tres vigilantes en La Rambla
Los acusados atacaron a las víctimas con una botella, un cuchillo, una cadena y un retrovisor en el mercadillo navideño
Fuente: diariodemallorca.es/Marcos Ollés Palma/ 07.09.2017
Dos jóvenes se enfrentan a penas de 5 y 7 años de prisión por una brutal agresión a tres vigilantes de seguridad del mercadillo navideño de La Rambla, en Palma.
Los acusados, según la fiscalía, atacaron a patadas y puñetazos y armados con un cuchillo, una cadena y un retrovisor a las víctimas, causándoles graves heridas y secuelas. Además, se enfrentaron a los policías locales que los arrestaron.
Los procesados, colombianos de 19 y 21 años, están acusados de delitos de lesiones, amenazas, daños y atentado a agente de la autoridad. En la agresión habrían participado además dos menores de edad, imputados en otro procedimiento judicial.
Los hechos ocurrieron hacia las tres menos cuarto de la madrugada del 12 de diciembre de 2016. Siempre según la acusación, los dos jóvenes llegaron a La Rambla procedentes de la plaza de España, donde habían estado causando destrozos en las casetas.
Cuando uno de los vigilantes de seguridad les llamó la atención, uno de los chicos le lanzó una botella de cristal y le propinó una patada en la mano derecha. El guardia trató de repeler la agresión con su defensa y los acusados huyeron al llegar otro vigilante.
Sin embargo, los acusados regresaron unos minutos después. Llevaban un cuchillo de sierra de 21 centímetros, una cadena y un retrovisor que habían arrancado de un ciclomotor, y se abalanzaron contra los dos vigilantes tratando de agredirles con esas armas.
Los afectados, atemorizados, intentaron escapar pero los atacantes les dieron alcance.
Trataron de apuñalar a uno de ellos con el arma blanca, le propinaron golpes en la cabeza con el retrovisor y le dieron numerosas patadas y puñetazos.
Al poco tiempo, se unieron los dos menores de edad, que atacaron a un vigilante del edificio de la Seguridad Social que trató de auxiliar a sus colegas, dándole golpeas en la cabeza con una cadena.
Los dos adultos fueron arrestados por la Policía Local. Durante su traslado a comisaría, uno de los sospechosos amenazó de muerte e insultó a los tres agentes que lo custodiaban. Además, se golpeó la cabeza contra la pared, con intención de autolesionarse y denunciar después ante el juez que había sido torturado.
Los tres vigilantes padecieron lesiones de diversa consideración. El que se llevó la peor parte sufrió fracturas en la cara, la cabeza y las manos, así como contusiones y hematomas por todo el cuerpo.

Estuvo dos días hospitalizado y tuvo que ser sometido a varias intervenciones quirúrgicas. De acuerdo con el escrito presentado por su letrado, Ramón Caubet, tardó cinco meses en recuperarse y padece varias secuelas, como visión doble, alteraciones del sueño, la memoria y la libido, así como varias cicatrices y una desviación nasal.
Su abogado reclama que los dos procesados le indemnicen con 180.000 euros por las lesiones que le causaron.
Los otros perjudicados sufrieron lesiones de menor entidad. Uno presentaba un traumatismo en la mano derecha del que se recuperó en ocho días y el otro padeció una herida inciso contusa en el cuero cabelludo que precisó varios puntos de sutura, de la que sanó en 15 días.
Las acusaciones imputan a los dos jóvenes procesados un rosario de delitos. A uno de ellos le consideran autor de lesiones con instrumento peligroso, amenazas y atentado a agentes de la autoridad, por el que reclaman siete años de cárcel y una multa de 900 euros. El otro sospechoso, acusado de lesiones y daños, se enfrenta a una petición de cinco años de cárcel y una multa de 4.500 euros.
También solicitan las acusaciones que se prohíba a los dos sospechosos acercarse o comunicarse con los vigilantes a los que agredieron durante cinco años y que, tras cumplir dos tercios de la condena, se les expulse de España por un plazo de ocho años.

Los dos adolescentes que presuntamente participaron en la brutal agresión a los vigilantes de seguridad fueron puestos en su día a disposición de la fiscalía de menores, que se encargó de investigar su participación.

Metro aumentará la seguridad con casi 300 vigilantes más

Metro aumentará la seguridad con casi 300 vigilantes más

La Comunidad rescindirá el contrato a las empresas si no abonan a sus empleados el salario del convenio colectivo

Fuente: elpais.com/ESTHER SÁNCHEZ /Madrid 11 SEP 2017

El próximo año, los usuarios del metro se encontrarán con una red atendida por un mayor número de vigilantes: los 1.400 actuales se incrementarán en unos 280. El contrato vigente acaba a finales del próximo enero, y la Consejería de Transportes pide a las empresas interesadas un incremento del 20,7% en las horas que se dedican ahora a la vigilancia. Además, exigirán a los adjudicatarios que abonen a sus empleados, como mínimo, el salario contemplado en el convenio colectivo del ramo. De esta forma, pretenden evitar conflictos laborales que afecten al servicio.
Nuevas reglas del juego para las empresas interesadas en hacerse cargo de la seguridad de las líneas del metropolitano. El contrato vigente desde 2013 finaliza el 31 de enero del año próximo. La Consejería de Transportes quiere aumentar las horas de vigilancia en un 20,7%, que haya más seguridad fija en las estaciones, además de asegurarse de que no le van a repercutir conflictos laborales debidos a problemas salariales, como en otras ocasiones.
Para blindarse lo máximo posible en este último aspecto, ha introducido una cláusula en la licitación pública que supone el abono, como mínimo, del salario previsto en el convenio colectivo del ramo. En el caso de que la empresa no cumpla, será motivo de resolución del contrato. No se contemplaba en el acuerdo vigente.
Hasta ahora, la Comunidad requería un precio mínimo a las empresas interesadas que coincidía con el fijado en el convenio colectivo de los vigilantes. Sin embargo, los adjudicatarios podían realizar bajas y llegar a no abonar las nóminas a sus trabajadores, con la consiguiente aparición de conflictos laborales.
Más estaciones patrulladas
El nuevo contrato también pretende incrementar las horas de vigilancia, lo que implicará una subida semejante en el número de personas que prestan el servicio. En la actualidad, el contrato prevé la realización de 1.867.676 horas con una plantilla de 1.400 vigilantes, que con las nuevas exigencias aumentarían en unos 280. Una cantidad de trabajadores que Metro considera suficientes para subir, a su vez, el número de estaciones con vigilantes fijos, que se determinarán según las necesidades.
La compañía varía al mismo tiempo el modelo de gestión. En el actual, las líneas se dividían en tramos de los que se ocupaban diferentes empresas. A partir de ahora, las líneas se vigilarán completas por las compañías que ganen el concurso.
Metro está dispuesto a pagar por todo ello un 9% más que en el contrato vigente, que se adjudicó en enero de 2013 por 170,4 millones para cuatro años y con posibilidad de dos prórrogas anuales. La línea en la que más hurtos se suelen producir es la 1 (Pinar de Chamartín-Valdecarros), debido a que discurre por el centro de la ciudad, lugar especialmente apreciado por los carteristas. Normalmente se incrementan cuando se refuerza la seguridad en el exterior, y los ladrones deciden cambiar de territorio y bajar al metro.

El sector de seguridad privada da el primer paso para evitar movilizaciones

El sector de seguridad privada da el primer paso para evitar movilizaciones



Fuente: eleconomista.es/11/09/2017
Los sindicatos, la Administración y la patronal del sector de la seguridad privada en infraestructuras públicas de transporte han comenzado hoy las negociaciones para modificar las condiciones laborales de los trabajadores y evitar así las movilizaciones en la calle.
Los sindicatos UGT y CCOO solicitan cambios significativos en la forma de contratación pública de los servicios de seguridad privados y que puedan tener reflejo en los convenios colectivos del sector.
Para ello, representantes sindicales, de los ministerios de Fomento, Trabajo, Interior y Hacienda, de la patronal CEOE y de la Confederación Española de la Pequeña y Mediana Empresa (Cepyme), se han reunido en Fomento para trazar las líneas de trabajo e intentar llegar a un acuerdo en las materias que conciernen al sector.
Diego Giráldez, de UGT, ha expresado hoy a Efe su esperanza de que una "voluntad política para que se produzcan modificaciones" en la tipología de los contratos públicos.
Los trabajadores piden que mejore la forma de contratar estos servicios por parte de la Administración central y que las adjudicaciones "no estén tan sujetas a las condiciones económicas".
Reivindican una rebaja del peso de la parte económica en los pliegos de licitación y, especialmente, en la decisión final para las adjudicaciones de los servicios de seguridad.
Estas labores de seguridad se desarrollan en infraestructuras públicas de transporte terrestre, aéreo y marítimo y son sensibles para la seguridad ciudadana.
Giráldez ha dicho que un vez logradas las modificaciones en materia de adjudicaciones y contrataciones, UGT pretende vincular los acuerdos al desarrollo de un nuevo convenio sectorial "más acorde con la realidad" y vigente para el periodo 2015-2016.
Aunque el germen de estas reivindicaciones laborales ya estaba latente antes del conflicto que estalló en pleno verano en el aeropuerto barcelonés de El Prat, con las huelgas de los trabajadores de Eulen, estos paros y sus consecuencias en el transporte y la seguridad han acelerado la búsqueda de soluciones para el sector.
De hecho, las federaciones sectoriales de la seguridad privada de CCOO y UGT acordaron dirigirse a las patronales para reunirse "de forma inmediata y negociar las mejoras colectivas necesarias", tras la resolución del laudo para los trabajadores del aeropuerto de Barcelona-El Prat.
Los sindicatos pedían una mesa sectorial que abordara toda su problemática, para reclamar un convenio colectivo "moderno", así como una regulación en las condiciones específicas para los centros de trabajo "de especial sensibilidad".
La mesa sectorial ya es una realidad. La primera de las reuniones previstas ha servido para un intercambio de posturas, en donde los sindicatos han denunciado los "bajos salarios, las horas extras no remuneradas, la duplicidad de tareas, una mala planificación del trabajo y un progresivo empeoramiento de las condiciones laborales" con cada cambio de empresa adjudicataria del servicio.
Las patronales sectoriales Aproser, FES y UAS se incorporarán a la mesa de negociación conforme avance el proceso.
Los sindicatos han advertido de que, si no existe una "voluntad real para consensuar" el futuro del sector, iniciarán a partir de septiembre "de forma conjunta y creciente" movilizaciones en todos los centros de trabajo donde haya presencia de vigilantes de seguridad privada.
Como muestra de que el sector está en ebullición, los vigilantes de seguridad (casi 600 trabajadores) de la empresa Marsegur, que trabajan en las instalaciones del Ministerio de Defensa, se concentrarán el miércoles en Madrid ante la Dirección de Acuartelamientos del citado ministerio.
La Unión Independiente de Trabajadores (UIT) ha explicado que la concentración se debe a la "gravísima situación que sufren" los vigilantes de seguridad de Marsegur, con bajadas de salario de alrededor del 40 % e impagos repetidos.

miércoles, 6 de septiembre de 2017

UN VISTAZO AL NUEVO BORRADOR DEL REGLAMENTO DE SEGURIDAD PRIVADA

10 NOVEDADES PREVISIBLES EN EL NUEVO REGLAMENTO DE SEGURIDAD PRIVADA

 

Nos hemos leído las 388 páginas del último borrador del Reglamento de Seguridad Privada 2017 y hemos realizado el análisis de todas las novedades y las noticias relacionadas. Para que no te lo tengas que leer entero, te destacamos sus puntos principales. Si el Ministerio del Interior cumple con su palabra, este Reglamento verá la luz este 2017. Recordemos que ya hace 3 años de la publicación de la Ley 5/2014, de 4 de abril, de Seguridad Privada (en adelante, Ley de Seguridad Privada), pero es que hace más de 12 años que se aprobó el Reglamento de Seguridad Privada que está vigente a día de hoy.

 

Este desfase normativo hace que el sector de la seguridad privada esté desordenado,tenga ineficiencias, falta de regulación y control, ausencia de herramientas, descoordinación con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad y, sobre todo, falta de adaptación a la realidad, riesgos y amenazas que afectan al personal de seguridad, a nuestros ciudadanos, a las empresas y, por ende, a las instituciones.

A continuación, desgranamos las principales novedades que previsiblemente incluirá el Reglamento:

1. Su objetivo principal: Aumentar la eficacia de los servicios de seguridad a los que tienen derecho los ciudadanos y dar respuesta a las necesidades reales de seguridad en cada momento, lo que obliga a permitir cierta flexibilidad en el marco jurídico para que la seguridad se pueda adaptar con cierta rapidez a las necesidades de seguridad de la sociedad.

2. Creación de un nuevo Registro: Se creará un Registro Nacional de Seguridad Privada único para todo el territorio nacional que permitirá tener actualizado un mapa de los servicios de seguridad privada a nivel estatal facilitando la integración y coordinación con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad.

3. Relación con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad: De sumisión, dependencia y subordinación a coordinación, colaboración y corresponsabilidad. Ya lo establecía la Ley de Seguridad Privada de 2014, pero ahora se hace aún más énfasis con el objetivo de mejorar la calidad, eficacia y eficiencia de los servicios en favor de la preservación de la
seguridad ciudadana y la lucha contra el delito.
 
4. Incentivos económicos, sí… ¿pero para quién?
  • A. Para los que quieran crear empresas de seguridad privada (y a las ya existentes) se reducen o eliminan exigencias que provocaban desembolsos desproporcionados e innecesarios, excepto en lo relativo a medidas de seguridad obligatorias (ver punto 9).
  • B. En lo que se refiere a concursos públicos para contratar servicios de seguridad, a partir de ahora, se priorizarán los criterios cualitativos en vez de tener en cuenta solo el precio.

    Esta priorización es positiva porque debería provocar que las empresas no compitan en reducir el precio/hora de vigilante de seguridad a toda costa, con lo que ello implica para los sueldos del profesional de la seguridad.

    Estos criterios cualitativos dependerán principalmente de los Directores de Seguridad y de los Directores de Compras que podrán tener en cuenta factores como la formación permanente por parte de la empresa a su propio personal, la rotación de servicios, las vacaciones del personal de seguridad, la inversión en herramientas tecnológicas de soporte al vigilante, entre otras, con la intención de que las empresas de seguridad que aporten más valor y no las más baratas sean las que ganen más contratos.

5. Consideración de Agente de Autoridad: Un tema especialmente necesario, a la vez que delicado, es el de la consideración de agente de autoridad al personal de seguridad privada en el ejercicio de sus funciones.
 
Este reglamento prevé la protección jurídica al profesional de seguridad cuando se le agreda o desobedezca cuando está cooperando y bajo el mando de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, aunque éstas no estén presentes en el lugar de los hechos.
Falta ver cómo se traduce esto en la práctica. En la actualidad la jurisprudencia exige que haya un convenio o acuerdo por escrito entre la Policía y la empresa contratante de los servicios de seguridad en la que se definan el marco temporal, geográfico y funcional de los servicios de seguridad, acuerdo que rara vez existe provocando que rara vez se pueda considerar a un vigilante de seguridad como agente de autoridad, con la merma que eso supone en su seguridad y en la eficacia de su función. Esperemos que en la práctica se pueda llevar a cabo la flexibilización de este punto. 
6. Servicios mínimos ante situaciones de huelga: Se incluye en este Reglamento la posibilidad de que la autoridad laboral decrete servicios mínimos del personal de seguridad ante situaciones de huelga en supuestos en los que los servicios de seguridad se declaren esenciales, tales como:
  • 1. La vigilancia y protección en centrales nucleares, refinerías, transporte y distribución de materias inflamables, fábricas de armas de fuego, centros de telecomunicaciones,hospitales y juzgados.
  • 2. El Depósito, custodia, recuento y clasificación de monedas y billetes.
  • 3. Protección personal a autoridades y cargos públicos.
  • 4. Operadores en centrales receptoras de alarmas.
  • 5. Personal de seguridad de establecimientos, instalaciones o actividades en los que los servicios de seguridad privada se hubieran impuesto con carácter obligatorio. 

7. Servicios de control de accesos: por primera vez en la legislación sobre seguridad privada, se especifican los requisitos, obligaciones y facultades que debe cumplir el personal de seguridad privada en la ejecución de los servicios de control de accesos. 
8. Ampliación de las tipologías de servicio de seguridad reguladas: Se ha hecho una recopilación de las tipologías de servicio de seguridad que se prestan en la actualidad para regularlas, ponerles condiciones y requisitos varios. Los servicios que contemplará el Reglamento son:
  • 1. La protección de bienes en vías públicas.
  • 2. La vigilancia y protección de buques mercantes y pesqueros.
  • 3. La protección de cajeros automáticos.
  • 4. La protección de medios de transporte.
  • 5. La realización de rondas o vigilancia discontinua.
  • 6. La vigilancia perimetral de centros penitenciarios y centros de internamiento de extranjeros.
  • 7. La vigilancia de edificios o instalaciones de organismos públicos.
  • 8. La participación en servicios encomendados a la seguridad pública.
  • 9. La vigilancia de polígonos industriales y urbanizaciones, complejos o parques comerciales y de ocio.
  • 10. La vigilancia de recintos y espacios abiertos que se encuentren delimitados y acontecimientos culturales, sociales o deportivos.
  • 11. Los servicios de videovigilancia.
  • 12. Los servicios de protección para personas o grupos de personas determinadas.
  • 13. El transporte, protección y depósito de dinero, joyas u otros objetos valiosos, de obras de arte y antigüedades, así como de armas, explosivos y sustancias peligrosas.
  • 14. La instalación y mantenimiento de sistemas de seguridad.
  • 15. Los servicios de alarmas de seguridad.
  • 16. Los servicios de investigación privada (detectives privados).

9. Regulación de las medidas de seguridad privada para ciertas empresas:
  • A. Se regulan las medidas de seguridad privada, sus características, naturaleza, exigibilidad y finalidades, qué organismo puede imponerlas y definición de responsabilidades. 

    Esto es un poco delicado (sobre todo para las empresas pequeñas) que estarán obligadas a invertir en medidas de seguridad. Esperamos que se flexibilice y se haga progresivo para que esta no provoque problemas económicos en las empresas de seguridad, lo que repercutiría también en el personal que trabaja en ellas.

  • B. Se establece que la principal medida de seguridad organizativa es la constitución de un Departamento de Seguridad en las empresas, acompañado de los planes de seguridad, cuya elaboración y actualización queda atribuida únicamente a la figura del Director de Seguridad.
  • C. Otro paso importante en la creación (y en los mejores casos consolidación) de los Departamentos de Seguridad en las empresas es la específica y amplia regulación sobre as Centrales receptoras de alarmas de uso propio así como de los Centros de Control o de Videovigilancia cada vez más habituales en empresas de mediano y gran tamaño. 

10. ¿Y la Seguridad de la Información y Ciberseguridad que está tan de moda?
  •  A. Una gran novedad, aunque no podía ser de otra manera, es la inclusión (por fin) de la seguridad informática en el reglamento

    Se establecen requisitos y condiciones a las empresas que presten este tipo de  servicios de Seguridad de la Información o Ciberseguridad para garantizar la calidad de sus servicios en función de para qué tipo de cliente estén trabajando. Aunque seguramente escaso, este constituye el primer desarrollo reglamentario de la Seguridad Informática en España, Histórico.
  • B. En línea con lo anterior, otra novedad es la necesidad obligatoria de que las empresas de seguridad informática y las empresas de seguridad privada que quieran prestar servicios en sectores estratégicos definidos en la normativa de Infraestructuras Críticas se sometan a una auditoría externa obligatoria.

    Esta obligatoriedad es una tendencia cada vez más habitual en todos aquellos sectores económicos y esenciales tales com el sector financiero o el sector sanitario, ejemplo de la importanica que el legislador le atribuye al sector de la seguridad privada.

(+) PUNTOS POSITIVOS DE ESTA PROPUESTA DE REGLAMENTO DE SEGURIDAD PRIVADA 

Como siempre, depende. Depende de si eres un vigilante de seguridad, un detective privado que está pagando autónomos, una empresa de seguridad pequeña o una empresa de seguridad grande.

En términos generales el Reglamento es positivo al:
  • 1. Regular más el sector y dar más seguridad jurídica a profesionales y empresas por estar ejerciendo funciones que están previstas en la ley.
  • 2. Mantener vigentes indefinidamente las TIP ya obtenidas así como los diplomas expedidos hasta la fecha de cualquier vigilante de seguridad, sus especialidades y los grados y cursos de detective privado y Director de Seguridad.
  • 3. Regular el intercambio de información, no solo hacia la Policía sino hacia el personal de seguridad privada para que pueda: (1) adoptar medidas de protección adecuadas ante riesgos e incluso (2) facilitar datos personales para prevenir peligros reales para la seguridad ciudadana o para evitar comisión de delitos.
  • 4. Reconocer social e institucionalmente al sector, estableciendo oficialmente el Día de la Seguridad Privada, concediendo reconocimientos honoríficos al personal de seguridad privada.
  • 5. Establecer medidas de seguridad obligadas para las empresas de seguridad privada: (1) sistema de seguridad físico y electrónico, (2) área restringida destinada a la custodia de información y documentación sensible, (3) sistema informático acorde con la clasificación del nivel de criticidad, (4) un plan de seguridad frente a riesgos y amenazas y (5) un plan de contingencia para garantizar la continuidad de la actividad cuando se materialicen las amenazas. 

    Estas medidas son coherentes tratándose del sector en cuestión, aunque la clave está en cuánto tiempo permitirán dar de alta estas medidas de seguridad y si darán ayudas a las que las empresas puedan acogerse.
  • 6. Darle mayor contenido a la figura del Director de Seguridad al considerarle interlocutor y enlace con la Administración en relación a los siguientes ámbitos. En la mayoría de empresas esos ámbitos están diseminados entre diferentes departamentos por lo que el hecho de que lo incluya el Reglamento da fuerza para que dichas competencias las acabe vehiculando el Director de Seguridad:
    • a) Materias clasificadas. 
    • b) Infraestructuras críticas. 
    • c) Seguridad de la información y las comunicaciones. 
    • d) Blanqueo de capitales y financiación del terrorismo. 
    • e) Protección contra incendios. 
    • f) Seguridad laboral. 
    • g) Intercambio de información con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad sobre cuestiones relativas a delincuencia, de las que se tuviesen indicios o conocimiento en su entidad. 
    • h) Actuación ante situaciones de emergencia que afecten a la propia empresa o cuando esta aporte recursos en caso de situaciones de catástrofe o emergencia pública. 
    • i) Cualquier acción de colaboración público-privada en el marco de la Estrategia de Seguridad Nacional.
    • j) Cualquier otro que afecte a la seguridad de su organización y contribuya a la persecución de delitos e infracciones.

(-) PUNTOS NEGATIVOS DEL REGLAMENTO

Aún así, creemos que este borrador de Reglamento es mejorable en los siguientes puntos:

  • 1. Se pierde una oportunidad de profesionalizar el sector: cada vez hay menos gente que quiere ser vigilante de seguridad por las condiciones laborales y económicas que lleva asociadas una profesión con tantos riesgos intrínsecos.
    • Si no se hace atractiva la profesión, difícilmente se atraerá a personas que quieran dedicarse a la seguridad privada vocacionalmente.
  • 2. Se podría haber aprovechado para exigir mayor calidad en la formación impartida en los Centros de Formación y Universidades: las formaciones de seguridad privada no tienen un método pedagógico moderno, dinámico ni interactivo; los contenidos impartidos son cada vez más teóricos y las prácticas solo se hacen cuando son imprescindibles, sin importar si el candidato ha adquirido realmente los conocimientos y habilidades que lleva asociada la TIP. 
  • Tampoco está previsto el reciclaje en cursos complementarios que ayudarían al profesional a ampliar sus capacidades y habilidades, tales como cursos de ciberseguridad, autoprotección, gestión de conflictos, entre otros, que va a necesitar a lo largo de su trayectoria profesional. Haz clic aquí para consultar nuestro método y los cursos sobre ciberseguridad, inteligencia y autoprotección.

  • 3. Flexibilizar en términos prácticos y viables la figura de agente de autoridad (como pasa en algunos países de nuestro entorno): se ha producido un avance no exigiendo la presencia  de FCS en el lugar de los hechos y reconociéndola en algunos supuestos concretos pero, aún así, con el actual redactado, será difícil que jurídicamente se reconozca esta protección jurídica en todos los casos en los que se produzca una agresión o desobediencia a un profesional de la seguridad en el ejercicio de sus funciones.

EN RESUMEN

Este borrador del Reglamento es un avance en muchos ámbitos. Aún así,ha dejado algunos temas a medias que podría haber consolidado en una norma de tanta repercusión para el sector y para la seguridad en general.

Y.. ¿CUÁNDO ENTRARÁ EN VIGOR EL REGLAMENTO?

Responsables políticos y altos funcionarios del Ministerio de Interior, en varias ocasiones,han comentado que será a la vuelta de verano cuando este Reglamento vea la luz definitivamente. 
De todos modos, esto lleva diciéndose varios años y siempre se ha ido posponiendo hasta la fecha, por lo que esperamos que esta vez sea cierto. La sociedad lo demanda. Las empresas lo necesitan y el entorno de riesgo lo exige.

Más de siete millones de euros de dinero público para una empresa de seguridad privada low cost

Organismos como la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia, la Tesorería General de la Seguridad Social o Correos han adjudicado contratos a esta empresa de seguridad 'low cost'

El sueldo máximo que puede cobrar un vigilante contratado por esta empresa es de 872 euros mensuales en 14 pagas, muy por debajo del salario medio del sector

UGT dice haber tramitado desde junio doscientas demandas contra la empresa

Fuente: eldiario.es/Ana Requena Aguilar /04/09/2017

Dinero público para una empresa 'low cost'. Este año, las administraciones han adjudicado contratos por valor de al menos 7,4 millones de euros a la empresa de seguridad privada Marsegur, una de las compañías señaladas en el sector por tirar los precios y distorsionar la competencia con sueldos muy por debajo del convenio estatal.
Durante 2017, la empresa se ha hecho con contratos licitados por diferentes administraciones, desde la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), la Tesorería General de la Seguridad Social o Correos.
El contrato más jugoso con el que se ha hecho Marsegur en los últimos meses es del Correos por un valor de casi 1,5 millones de euros. Correos licitaba la vigilancia y seguridad de doce lotes de edificios en diferentes ciudades y Marsegur se hizo con uno de ellos para los próximos tres años.
En el pliego de cláusulas administrativas del contrato (las condiciones técnicas son confidenciales), Correos menciona que la empresa debe adquirir compromisos como "respetar los derechos humanos reconocidos internacionalmente", "no utilizar mano de obra forzada o bajo coacción ni prácticas discriminatorias", o "no utilizar mano de obra infantil". En cuanto a los salarios y las horas de trabajo, el pliego solo menciona que deberán cumplir, como mínimo, "las normas aplicables del país". Se trata de los principios, dice Correos, del Pacto Mundial de las Naciones Unidas.
Marsegur cuenta con un convenio propio que incluye rebajas sustanciales de las condiciones de trabajo respecto al convenio estatal de seguridad privada. El sueldo máximo que puede cobrar un vigilante contratado por esta empresa es de 872 euros mensuales en 14 pagas. Esto como mucho. Este importe absorbe todos los complementos que pudiera cobrar un trabajador, es decir, es el tope máximo. El convenio estatal de seguridad privada contempla, por su parte, un salario medio de 1.122 euros.
El plus de peligrosidad que reconoce Marsegur supone 18 euros al mes y el trabajo nocturno se paga a diez céntimos extra la hora. Esa cifra, diez céntimos la hora, es la cantidad extra que la empresa de seguridad abona a sus vigilantes por el trabajo en fines de semana y festivos. El trabajo en Nochebuena y Nochevieja implica doce euros más cada día.
Un convenio en entredicho
La Audiencia Nacional ya ha anulado en dos ocasiones el convenio de empresa de Marsegur por c onsiderar que no se negoció con una representación adecuada de los trabajadores. La empresa recurrió la última anulación y el Tribunal Supremo, que ya falló a favor de los trabajadores en la primera ocasión, tiene que pronunciarse ahora al respecto.
Por otro lado, muchos trabajadores denuncian a Marsegur por no respetar las condiciones de subrogación: aunque el convenio estatal dice que las empresas que se hacen cargo del servicio deben respetar las condiciones laborales previas, esto no sucede siempre.
Es el caso de la Dirección General de Protección Civil, que depende del Ministerio del Interior: los vigilantes pasaron de cobrar de media 1.100 euros a recibir nóminas que en algunos casos no llegan a los 800. UGT ha denunciado a la empresa por modificación sustancial de las condiciones de trabajo. Solo desde el pasado julio, el sindicato dice haber tramitado al menos doscientas demandas contra la empresa.
El propio director de Marsegur reconocía a eldiario.es que aplican, de forma generalizada, su propio convenio porque, dice, les ampara la reforma laboral.

Otro de los organismos que han adjudicado contratos de seguridad y vigilancia a esta empresa es el Instituto de Vivienda, Infraestructura y Equipamiento de la Defensa. El INVIED que depende del departamento que dirige María Dolores de Cospedal ha formalizado un contrato de casi dos millones de euros con Marsegur. La empresa también se ha hecho con contratos de la Delegación del Gobierno en la Comunidad Valenciana y en Extremadura, de la Comisión Nacional del Mercado de Valores o del CSIC.

Cobra tras el laudo arbitral un vigilante de seguridad de El Prat más que un guardia civil?

El laudo de El Prat ordena una subida salarial de 200 euros
Los vigilantes de Eulen reabren las negociaciones y dejan en suspenso la nueva huelga en El Prat
Fuente: elmundo.es/ISABEL MUNERA Madrid/6 SEP. 2017
Eulen anunció este martes que ha rectificado las nóminas del mes de agosto para que incorporen el complemento salarial de 200 euros al mes que establece el laudo de obligado cumplimiento dictado por Marcos Peña. ¿Este incremento será suficiente para igualar el salario de los vigilantes de seguridad de El Prat con el de los agentes de la Guardia Civil que reforzaron el servicio durante la huelga
¿Cuánto cobrarán tras el laudo los trabajadores de los filtros de seguridad del aeropuerto de El Prat?
En el aeródromo barcelonés trabajan alrededor de 350 empleados de Eulen en los arcos de seguridad para pasajeros. Hasta ahora su salario oscilaba entre los 900 euros y los 1.100 euros en función de la antigüedad que tengan y de los complementos que perciben. El laudo obliga a la empresa a pagarles un complemento de hasta 200 euros mensuales en 12 pagas.
¿Pero este complemento será igual para todos?
No. A aquellos a los que Eulen subrogó después de hacerse con el servicio de El Prat y que cobraban suplementos sólo se les subirá el sueldo hasta que su complemento alcance los 200 euros. Es decir, si cobraban 100, percibirán 100 más. Por el contrario, los que no cobraban ningún complemento, ingresarán 200 euros más al mes.

¿Cobrarán más que los agentes de la Guardia Civil?
Depende de si hacen o no horas extra, que se pagan a ocho euros. Muchos vigilantes recurren a ellas para completar sus sueldos. Por su parte, un guardia civil de base gana en torno a 1.400 euros mensuales frente a los 1.600 de un policía nacional, los 2.200 de un erzaintza o los 1.800 de un Mosso d'Esquadra.

¿Están satisfechos los vigilantes de Eulen en El Prat con el laudo?
Siguen sin estar de acuerdo con el laudo. De hecho, han presentado una demanda de impugnación ante el Supremo al considerar que atenta contra el derecho a huelga. Pero mientras el tribunal resuelve, han exigido el cumplimiento del laudo y han decidido suspender la nueva huelga que habían votado mientras negocian otras mejoras laborales con Eulen.

¿Qué otras mejoras?
 El comité de huelga quiere conseguir que se adopten medidas en el caso de las trabajadoras embarazadas para evitar riesgos para su salud. También que se garantice que los vigilantes puedan ir al servicio cuando lo necesiten o puedan comer durante su jornada laboral.

¿Qué está ocurriendo en otros aeropuertos?
 El comité de empresa de los trabajadores de Eulen en el aeropuerto Adolfo Suárez de Barajas se reunirán hoy con la dirección de la empresa para negociar aspectos organizativos y económicos tras el laudo. Reclaman el plus de 200 euros por el puesto en el aeropuerto, que fija el dictamen de Marcos Peña para los vigilantes de El Prat, más el plus por radioscopia (1,17 euros por las 162 hora que trabajan al mes). El comité ya ha advertido de que si no se resuelven estas cuestiones a su favor podrían ir a huelga.

¿Cómo está tratando de calmar el Ministerio de Fomento los ánimos?
 El ministro de Fomento recogió el guante lanzado por los sindicatos y anunció la creación de un grupo de trabajo para abordar la situación de la seguridad privada. Esta mesa de negociación, en la que participan ocho representantes de la Administración General del Estado, cuatro de los sindicatos y cuatro de las organizaciones empresariales, se reunirá por primera vez el próximo 11 de septiembre.
De la Serna espera que en el seno del grupo de trabajo sean "capaces" de analizar entre otras cuestiones la formación de los vigilantes de seguridad privada, la calidad o el tiempo de trabajo y que las conclusiones se puedan elevar luego a la correspondiente mesa sectorial y, en ese marco, establecer las condiciones de carácter nacional.

A su juicio, "no tiene sentido" que la situación de la seguridad privada se aborde "punto por punto" en cada una de las infraestructuras, sino a escala de todo el sector.

El grupo de trabajo sobre seguridad privada en infraestructuras arranca el lunes 11 de septiembre

El grupo de trabajo sobre seguridad privada en infraestructuras arranca el lunes 11 de septiembre

Fuente Europa Press/04/09/2017
El grupo de trabajo anunciado entre Gobierno y el sector de la vigilancia privada para analizar la situación de los trabajadores de este sector que prestan servicio en las infraestructuras públicas se pondrá en marcha el próximo lunes, 11 de septiembre, para cuando se ha convocado su primera reunión, según anunció el ministro de Fomento, Iñigo de la Serna.
"Una vez que se ha logrado poner fin al conflicto de El Prat gracias al laudo, corresponde avanzar para contribuir a la que se logren acuerdos en la mesa de negociación colectiva del sector", indicó De la Serna.
En este sentido, el ministro indicó que se ha convocado la primera reunión del grupo de trabajo con el que el Ejecutivo contribuirá a que patronal y sindicatos de la seguridad privada logren posteriormente acuerdos.
Para ello, en el referido grupo de trabajo estarán presentes representantes de los ministerios de Fomento, Empleo, Hacienda e Interior, además de sindicatos y empresas, y su objetivo será analizar asuntos como la formación de los guardias de seguridad privada, la calidad y los tiempos de los puestos de trabajo, entre otros aspectos.
"El objetivo es que todos estos asuntos se trasladen después a la mesa de negociación colectiva sectorial nacional, a la negociación entre patronal y sindicatos", indicó De la Serna tras reunirse con la ministra de Transportes de Francia, Elisabeth Borne.
"No tiene sentido que la situación de este sector se aborde punto por punto, en cada una de las infraestructuras, sino a escala de todo el sector", añadió el ministro.
La constitución de este grupo de trabajo entre el Ejecutivo y el sector de la seguridad privada para analizar la situación de estos trabajadores destinados a infraestructuras públicas forma parte de las medidas puestas en marcha para solventar el conflicto surgido este verano en el colectivo de trabajadores de Eulen que prestan servicio de control de pasajeros en el aeropuerto de Barcelona El Prat.
En este sentido, el ministro no se pronunció sobre la asamblea que estos trabajadores tiene convocada para este lunes, tras recibir la pasada semana el laudo emitido por Marcos Peña.

Asimismo, De la Serna se limitó a asegurar que los trabajadores de Eulen "están en su derecho" de elevar el laudo al Tribunal Supremo, como han anunciado.

lunes, 28 de agosto de 2017

alumnos en prácticas" 

UCSP escribió:

Con carácter previo se participa que los informes o respuestas que emite esta Unidad tienen un carácter meramente informativo y orientativo -nunca vinculante- para quien los emite y para quien los solicita, sin que quepa atribuir a los mismos otros efectos o aplicaciones distintos del mero cumplimiento del deber de servicio a los ciudadanos.

En relación con la información suministrada, y entendiendo, tal vez, pudiera tratarse de un supuesto de “prácticas profesionales no laborales” del Real Decreto 548/2014 de 27 de junio del 2014, por el que se establecen los Certificados de Profesionalidad de la familia profesional de Seguridad y Medio Ambiente, participar lo siguiente:

1)    La realización de “prácticas profesionales no laborales”, está planteada en los módulos de formación para la obtención de los certificados de profesionalidad, certificación ésta que se encuentra admitida como una de las posibles vías formativas para la obtención de la habilitación profesional, según el artículo 29.1.a) de la Ley 5/2014, de Seguridad Privada. 

2)    La realización de dichas “prácticas profesionales no laborales”, en la forma en que aparecen contempladas en el módulo formativo, no resulta contraria a la normativa de seguridad privada, ni tampoco se deriva de su correcta ejecución vulneración alguna del régimen sancionador establecido en la Ley 5/2014, de Seguridad Privada.

3)      Para la correcta ejecución de las referidas “prácticas profesionales no laborales”, en ningún caso se podrán sobrepasar los límites dispuestos en la normativa de seguridad privada, lo que ocurriría si el personal que las realiza lo hace utilizando la uniformidad reglamentaria (uniforme, distintivo y medios de defensa), o ejerciendo, de forma real, las funciones de seguridad privada reservadas al personal de seguridad privada, sin que quepa entender por tal la mera presencia en puestos de trabajo reales, o la simple participación en todo tipo de simulacros, siempre que lo sean, en ambos casos, con finalidad formativa y no remunerada, ni como complemento o sustitución del ejercicio laboral que pueda estar encomendado o llevando a cabo un profesional habilitado.   

         CUERPO NACIONAL DE POLICIA
UNIDAD CENTRAL DE SEGURIDAD PRIVADA
          GRUPO DE HABILITACIONES